A B C D E F G H I J K L M N O P Q R S T U V W X Y Z 0 - 9

Fulldome, un cine en 360 grados para experimentar el mundo

Fulldome, un cine en 360 grados para experimentar el mundo

Existe una tecnología audiovisual capaz de generar una impresionante sensación de realidad sin necesidad de utilizar ningún dispositivo, cosa que sí es necesaria en el 3D o incluso en la realidad aumentada. El invento se llama ‘fulldome’ y nos llega directamente desde la galaxia… o casi: los planetarios.

Se desarrolló en los años 90, cuando en los en los planetarios se pasó de los proyectores optométricos a la proyección digital. Mientras los primeros solo podían proyectar puntos de luz sobre un fondo oscuro, el ‘fulldome’ es capaz de proyectar imágenes en 360 grados sobre toda una superficie que, eso sí, debe tener forma de esfera o semiesfera.

El resultado es una sensación de realidad difícil de obtener con ninguna otra tecnología. “Solamente con entrar en el espacio y sin ponernos ni siquiera unas gafas ya tenemos la sensación de estar en el centro de las imágenes”, explica Natalia Serrano, portavoz de Ilusa Media, una de las pocas productoras que trabaja contenidos en este formato en España y explora sus aplicaciones. “Mientras que en una producción tradicional tú eres alguien externo a la pantalla, en la cúpula todo está concebido para que estés en el centro; si se cruza un puente, por ejemplo, veremos cómo se va empequeñeciendo a medida que pasamos”. El sonido envolvente hace el resto para que la experiencia sea de inmersión total.

Y, ¿para qué sirve lograr ese efecto? Para aprender, para vender, para distraerse… Con especial implantación en Estados Unidos, donde hay una inmensa red de planetarios, los contenidos de ‘fulldome’ han estado especialmente vinculados a la astronomía y la ciencia por tradición, pero cuentan con muchas posibilidades que ya se están desarrollando en la educación o la publicidad. “A diferencia de otras tecnologías, en el fulldome se hace la visualización en grupo, lo que cambia la experiencia y es más interesante desde el punto de vista educativo”.

De cara a la publicidad y el marketing, su utilidad en el sector turístico es evidente: es posible grabar escenas reales de un entorno natural y de patrimonio artístico y hacer que un potencial turista se pasee casi literalmente por el lugar que se está patrocinando.

Este tipo de eventos se suelen hacer en ‘roadshows’ y con una cúpula portátil. “Solo la cúpula ya es muy llamativa y atrae a la gente, además da un carácter innovador”.

HACE FALTA INFRAESTRUCTURA

La principal dificultad con que se encuentra esta tecnología es la infraestructura para su exhibición, la cúpula. Se pueden hacer de materiales diversos, desde plásticos inflables, hasta cúpulas geodésicas (las típicas de los planetarios), con materiales metales o de construcción ostensiblemente más caras. También influye mucho el tamaño. Pero en cualquier caso la inversión mínimo solo en la cúpula puede estar entre los 4.000 o 5.000 euros.

Para los eventos publicitarios se suele optar por el alquiler mediante cúpulas portátiles.

Otra cuestión es la producción de contenidos. Según Serrano no es mucho más cara que una producción tradicional, aunque sí es cierto que requiere un trabajo especializado y a veces equipo especial, especialmente si se trabaja sobre imagen real: en este caso se utilizan cámaras con un ojo de pez o bien varias cámaras con las que se montará la imagen. Otra cuestión es cuando se trata de animaciones, en las que el efecto ‘fulldome’ se obtiene mediante la pospoducción.

UN PLUS DE REALIDAD A la experiencia inmersiva que supone el ‘fulldome’ se le puede añadir todavía un plus, combinándolo con otras tecnologías como el 3D, interactivas o de realidad aumentada. De hecho, la propia productora Ilusa Films participó en un proyecto pionero en el mundo: la combinación del fulldome con el 3D en una película con el nombre ‘El secreto de los árboles’ que realizó junto con la productora alemana softmachine con motivo del Año Internacional de Los Bosques promovido por la ONU.

Lo cierto es que la audiovisual es una industria donde las tecnologías se suceden a tal velocidad que resulta difícil hacer pronósticos certeros. Pero Serrano insiste: “Tecnologías como la realidad aumentad no son competencia, sino complementarios”. ¿Cómo viviremos una película en el futuro? ¿No pueden entrar en juego otras tecnologías que nos trasladen también olores o sensaciones táctiles por ejemplo?

Realidad y ficción cada vez tienen fronteras menos claras…

1 Comentario en Fulldome, un cine en 360 grados para exp..

  • Noviembre 29, 2014
    maxisv22

    no se puede ver

    Responder

Dejar comentarios

Películas 3D Recomendadas